¿Qué está haciendo el Estado para que los colombianos lean más y mejor en la era digital?

Por: 

Equipo Editorial - Red de Bibliotecas


Imagen tomada del portal de recursos educativos ciercentro.edu.co, del Ministerio de Educación.

Representantes de algunas de las instituciones más importantes del país en relación con la promoción de la lectura, la educación y la apropiación de las tecnologías se reunieron durante la Feria del Libro de Bogotá 2015, en el '12 Congreso Nacional de Lectura', dedicado a la Lectura Digital, para compartir sus retos y estrategias en torno a una pregunta concreta:

¿Qué está haciendo el Estado para que en Colombia se lea más y mejor, aprovechando las nuevas tecnologías?

El panel 'Lectura en el contexto digital: desafíos y perspectivas en Colombia', reunió las respuestas de voceros del Ministerio de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones MinTIC, el Ministerio de Educación Nacional a través de su Plan Nacional de Lectura y Escritura 'Leer es mi cuento', la Biblioteca Nacional, el Programa Computadores para Educar y la Secretaría de Educación de Bogotá.

Las cifras que respaldan esta preocupación, compartidas en el foro por el Plan Nacional de Lectura y Escritura, retratan un país con una educación deficiente: 

El Ministerio de Educación reconoció que los reultados de las Pruebas Saber  (con las que se evalúa anualmente la calidad de la educación básica en estudiantes de los grados tercero, quinto, noveno y once) se han estancado en los últimos años.

Por eso no es ninguna sorpresa que el desempeño de los colombianos también sea bajo en pruebas como las PISA, que evalúan el rendimiento de los estudiantes en sus últimos años de bachillerato y miden factores como "la motivación de los alumnos por aprender, la concepción que éstos tienen sobre sí mismos y sus estrategias de aprendizaje", según las describe la OECD, organización que desarrolla las pruebas.

Cifras como estas son realmente alarmantes:

Evidentemente, los esfuerzos por llevar más y mejores libros a las escuelas, colegios, bibliotecas y casas comunitarias parecieran no tener aún el impacto esperado.

Según el Ministerio de Cultura, desde 2010 se han entregado más de 10 millones de libros, cifras que desde el Ministerio de Educación se complementan así:

Ante este panorama, es claro que no basta con entregar libros, si esto no se acompaña de estrategias eficaces para crear y conservar lectores capaces de acceder a la información y al conocimiento por todas las vías posibles. Y esto, hoy, significa hablar también del entorno digital.

Este dato de la Secretaría de Educación de Bogotá es revelador:

A propósito, el Ministerio de Educación ofrece datos como que en el último cuatrienio se han acondicionado 6 mil puntos de acceso a la información, y se han entregado 1 millón 200 mil computadores a las instituciones educativas del país, de las cuales el 70% tienen conexión a internet.

Si bien estas cifras contrastan con el descontento de muchos educadores y gestores de bibliotecas (quienes durante el foro manifestaron públicamente su insatisfacción con el estado de deterioro de muchos computadores o con la ausencia de conexión a internet a pesar de que sobre el papel están supuestamente conectados) sí revelan un esfuerzo por fortalecer la conectividad y la esfera digital en Colombia.

Está claro que del impacto que tengan los contenidos educativos digitales entre los niños y jóvenes depende en gran medida la calidad de la educación en los años por venir:

Según cifras compartidas en el Foro, el Programa Colombia Aprende ofrece en línea más de 80 mil recursos digitales para complementar los procesos de enseñanza, y una nueva plataforma digital con 33 mil recursos educativos interactivos y material para los docentes. Evaluar su calidad, pertinencia y eficacia será tarea de todos.

En ese mismo sentido, la Biblioteca Nacional es una de las instituciones que hace un trabajo más intensivo por enriquecer coin contenidos de calidad el entorno digital del país:

Sin embargo, persiste una preocupación:

El reto entonces tiene múltiples aristas: mejorar la conectividad y la disponibilidad de equipos y computadores; asegurarse de que los contenidos que se produzcan sean atractivos y pertinentes, para que eduquen mientras se disfruta la experiencia; lograr que estos contenidos sean conocidos y aprovechados por el mayor múmero de personas, y cuidar que mientras se fortalece el entorno digital no se descuide la necesidad de aprovechar el patrimonio bibliográfico físico del país, que es enorme.

Sobre este punto, el Plan Nacional de Educación hace un llamado necesario:

El rol de las bibliotecas públicas en esta tarea no se pasó por alto. La Secretaría de Educación de Bogotá, que afirma haber modernizado más de 150 bibliotecas en los últimos años, plantea un reto concreto para ellas:

El panel fue, en definitiva, una oportunidad para dar una mirada a cómo se está planteando e intentando convertir en acciones desde algunas entidades estatales claves la necesidad de incrementar las habilidades de los colombianos para la lectura, el acceso al conocimiento y la interpretación del mundo en una era digital.


Foristas invitados al panel: fotografìa tomada originalmente para Twitter : )

Compartir: 

Comentarios

Imagen de nelson cardona
debemos formar muchos promotores ;necesitamos ese guia ,ese faro que nos guia en un mar lleno de frases... ¿yo puedo ser un promotor? ¿que debo hacer para convertirme en un promotor .
Imagen de nelson cardona
LO PRIMERO PARA MI SERIA ALEJAR A NUESTROS MUCHACHOS DE ESA ASINCRONIA EN QUE LOS ESTA METIENDO EL VIDEOJUEGO"velocidad de rotación no corresponde con la frecuencia de corriente alterna que lo hace funcionar." ES COMO QUEDARSE EN EL LIMBO VIENDO PASAR LAS COSAS Y NO IMPORTAR ;DEJAR DE CREAR ¿PARA QUE? SI CON UN CLIC LO PODEMOS HACER Y ESTA NO ES LA MANERA DE PROFUNDIZAR EN EL MARAVILLOSO MUNDO DE LAS TIC.

Temas relacionados

  0comentarios

Lo último en el diario